Bolivia y prostitución de la justicia

El fiscal Humberto Quispe con múltiples denuncias es tratado por el poder judicial y el gobierno con guantes de seda, según denuncias, ha actuado en casos de inteligencia sin ser asignado, algo que sirve muy bien al gobierno de Evo Morales

16/08/2015

 

Recibimos esta nota sobre denuncias acerca de la administración de “justicia”, se trata sin duda de lo que corrientemente ocurre con el Ministerio Público y otras instituciones del poder judicial que ahora administra el gobierno del Movimiento al Socialismo de Evo Morales. Lo que ocurre en este poder del Estado muestra con claridad la podredumbre a la que ha llegado el Estado boliviano, no se escapan de esta situación otros poderes estatales. La reestructuración del viejo capitalismo (capitalismo burocrático) ya alcanzó sus límites, ahora nuevamente vuelve reproducir las más lacerantes prácticas conservadoras y vuelve a manifestar su profunda crisis estructural.

 

Análisis y Opinión

 

 

En los últimos años la crisis de la administración de justicia en el país se ha ido agudizando y nada, por más reformas y cumbres mediocres y estériles que realiza el gobierno, ha cambiado esta realidad.

 

Depuraciones, auditorías e intervenciones al Ministerio Público no han podido mover esa estructura perversa. La corrupción se mantiene más viva que nunca, y que al final es alimentada por el mismo gobierno cuando mete las manos en los diferentes casos que son de su conveniencia. Sigue leyendo

Anuncios