La maquinaria judicial que oprime nuestra sociedad

c8f1ca6ef3bc4ae0b5c4ee5a972ed268

Foto: Internet

Análisis y Opinión

La justicia en el viejo Estado no está ajena a los intereses políticos, sirve a las necesidades del gobierno para perseguir políticamente a disidentes u opositores y también sirve para construir la legitimidad del Estado cuando éste se encuentra cuestionado por su negligente accionar, en este cometido no importa si lincha a personas inocentes, lo importante es satisfacer la razón de estado y dar la impresión de que “está haciendo justicia”.

En esta necesidad lo último que le importa al poder judicial y a sus autoridades (policía, fiscales y jueces) es si la persona ofrecida en linchamiento es inocente o culpable, lo importante es dar la sensación a la sociedad de que se está cumpliendo con “impartir justicia”. Así ha sucedido con el caso del doctor Jhiery Fernández, quien ha sido condenado a 20 años de prisión por delito de violación a un menor cuando el proceso nunca demostró que existiera tal violación o que el médico estuviera presente en el lugar del presunto hecho. El proceso ha sido tan irregular que, según los abogados y otras instituciones de derechos humanos que han seguido su caso, la policía y los peritajes técnicos han reconocido que los hechos imputados no habían sucedido, lo que apuntaba a que la muerte del menor se dio por razones distintas que la fiscalía no quiso explorar. Sigue leyendo

Anuncios

Sacando lecciones y preparando la lucha, Yungas en revuelta

chulumani_vigilia

Pobladores de Chulumani en cuarto día de vigilia pidiendo la renuncia del alcalde del MAS y sus concejales, algo que se ha repetido en varias localidades como Coripata, Chamaca y otros distritos donde los campesinos han resuelto expulsar a la gente del gobierno de Evo Morales. Foto: Periódico Erbol.

Análisis y Opinión

Nuevamente el gobierno de Evo Morales aplica el mismo libreto contra la manifestación popular; en este caso a la lucha de los cocaleros de los Yungas, y en el mismo gana una derrota política, como sucedió en un principio con la lucha de Achacachi. Pero el pueblo sabe por experiencia que el gobierno planifica lentamente el descabezamiento de la movilización y por eso el Ministro de Gobierno lanzó los infundios de que en los Yungas hay movimientos armados. Este fin de semana se ha dado un gran movimiento de rechazo al gobierno, muchas comunidades de los Yungas han realizado cabildos y han rechazado la acción de los afines y autoridades del MAS, han respaldado a su dirigencia reafirmándose en sus puntos de lucha entre las que destaca la abrogación de la Ley de la coca que favorece al Chapare, base cocalera de Evo Morales. Sigue leyendo